Del «me genera confianza» al «error político»: Concejo de Quilpué saca la voz ante polémicas contrataciones de Valeria Melipillán

Cuatro de los ocho ediles que componen el Concejo Municipal de Quilpué abordaron con Puranoticia.cl la polémica que habla de asesores con contratos millonarios y vínculos con el diputado Diego Ibáñez.

Al rojo vivo sigue la controversia en torno a los millonarios sueldos de asesores contratados por la alcaldesa Valeria Melipillán en el Municipio de Quilpué, y para los cuales se destinó una asignación de $155 millones para remunerar las funciones que cumplirán estos 12 trabajadores entre los meses de agosto y diciembre de 2021.

Según la investigación que pudo realizar Puranoticia.cl en torno al tema, se puede apreciar que el sueldo más alto lo recibirá Christofer Gepp, profesional de Gestión Ambiental, que ganará $2.996.000 mensuales. En tanto, el sueldo más «bajo» lo recibirá Thiare Coipi, la profesional de Comunicaciones, con $1.825.000 por mes.

Si bien, la jefa comunal sostuvo en sus redes sociales que se alegraba de poder contar con estos profesionales, elegidos «por su experiencia, compromiso social, liderazgo, capacidad profesional y académica, no por vínculos familiares, como sí lo hemos podido constatar en esta y otras municipalidades«, lo cierto es que sí hay vínculos políticos entre los asesores contratados por su administración.

En ese sentido, el denominador común es uno sólo: el diputado Diego Ibáñez, también militante de Convergencia Social, igual que Valeria Melipillán.

Y es que según un informe que la propia Alcaldesa de Quilpué entregó a los concejales, se aprecia que ocho de los nueve nombres que allí aparecen, tienen vínculos claros con el parlamentario del Frente Amplio.

De hecho, cuatro de ellos trabajaron para Ibáñez: Camila Lucero, ex asesora del Diputado y hoy encargada de Comunicaciones de Melipillán; Mauricio Morán, hoy asesor de gabinete de la jefa comunal y quien también trabajó con el parlamentario; lo mismo que Sebastián Jiménez y Christopher Gepp.

La polémica se acentúa al momento de hacer una comparación entre lo que ganaban con Ibáñez y lo que reciben ahora con Melipillán: Gepp pasó de recibir $819.000 mensualmente con el parlamentario a ganar $3 millones con la Alcaldesa; y Morán pasó de los $744.000 con el legislador a ganar $2,1 millones en el Municipio de Quilpué.

Ahondando un poco más en lo que ocurre en Quilpué, este medio se pudo dar cuenta de otro cercano a Diego Ibáñez que hoy trabaja en la casa edilicia de la Ciudad del Sol: Víctor Manuel Ramos, ex jefe de gabinete del parlamentario, hoy secretario general de la Corporación Municipal. El histórico «mano derecha» de Ibáñez ganaba hasta junio de este año $1,3 millones, pero ahora en el Municipio cobrará $3,6 millones.

DISTINAS OPINIONES EN EL CONCEJO

Con la polémica ya instalada, Puranoticia.cl conversó con algunos concejales de Quilpué para conocer su mirada frente a estos hechos.

En primer lugar, el concejal Renzo Aranda (DC) comentó que «vimos que habían 100 necesidades imperiosas antes que traer a 15 o 20 funcionarios con altos sueldos. Ahí empezó a escalar esta seguidilla de nuevas contrataciones donde, probablemente el funcionario que menos ganaba, nuevo y con muy poca experiencia, iba a ganar $2,4 millones por los meses que faltan del año. En lo personal lo encontré absurdo en el entendido que el Municipio funciona, con 300 funcionarios y que todo el discurso de la alcaldesa se lo carga a la gestión anterior. Esta decisión política de ella la considero un error, creo que se podría haber manejado de mejor forma«.

Luego, la concejala Mónica Neira (RN) plantó que «muchas personas en el mundo público tienen puestos que antes ganaban $700.000 y después ganan $2 millones. El tema es que las personas tengan las competencias. Ahora, el tema de tener mayor presupuesto para hacer contrataciones, yo esperaba que lo hicieran para contratar gente en departamentos con graves falencias, como en Tránsito o en Deportes, entonces a eso hay que apuntar cuando se hacen contrataciones. Yo le di mi voto de confianza a la Alcaldesa cuando venía entrando, porque venía con nuevo equipo, pero veamos lo que estamos cubriendo para nuestros vecinos«.

La edil Mary Ann Foster (PC) dijo al respecto que «la nueva administración y el nuevo equipo a mí no me genera ninguna desconfianza ni dudo de la probidad para las gestiones que estamos realizando» y agregó que «los asesores son del mismo partido político, han trabajado en el territorio, han estado desplegados desde antes de las campañas políticas, entonces no me genera ninguna desconfianza. Yo creo que sería más partidaria de ver en concreto qué pasa después, antes que enfocarme en lo que podría retrasar el programa de la Alcaldesa».

Por último, la conceja Carolina Contreras (IND-RD) manifestó que «nosotros tuvimos acceso a toda la documentación, contrataciones, montos, así que el reportaje no se ajusta a la realidad porque consideraba los montos brutos y no líquidos… o al revés. Entonces, también tuvimos acceso al perfil profesional de cada trabajador contratado y efectivamente hay vínculos al ser del mismo partido político (CS), pero también comprendemos que son personas bastante preparadas y cumplen con el perfil. Ahora, hay muchos directores del Municipio, que son 37 direcciones, pero hay personas que no están calificadas profesionalmente para dichos cargos y eso me preocupa. En este caso es gente de confianza de la Alcaldesa que cumple con los requisitos».

Fuente: https://puranoticia.pnt.cl/regiones/del-me-genera-confianza-al-error-politico-concejo-de-quilpue-saca